Menú

La chica danesa

www.lalupaweb.com-la-chica-danesa6Después de leer tanta crítica negativa pensé que me iba a decepcionar, pero no. Me gustó y mucho; ni aburrida ni lenta. Los dos protagonistas brillaron con luz propia.

www.lalupaweb.com-la-chica-danesa2Eddie Redmayne, quien después de La teoría del todo se consagró como el mejor actor de este tiempo, deja clara su versatilidad en la interpretación de papeles tan dispares como los que ha logrado plasmar. Su ductilidad para transformarse en personajes tan disímiles bien es valedora de un Oscar, o dos.

www.lalupaweb.com-la-chica-danesa4

 

 

 

Y Alicia Vikander, por quien temí que pasara desapercibida frente a Eddie, me sorprendió gratamente con una maravillosa actuación. La Gerda Wegener que nos presenta es la verdadera protagonista, que ama incondicionalmente, que ama más allá de la pareja, más allá del cuerpo, ama el corazón de la persona que tiene a su lado en Einar, primero y en Lili, después, o tal vez siempre Lili, como fugazmente nos deja entrever. Einar y Gerda Wegener conforman una relación tan compleja y hermosa como la del amor que evoluciona, que se rebela contra toda norma, que cambia y se adecua físicamente, y también una transformación más hermosa y difícil, la que lleva a alguien a la lealtad incondicional y al amor más puro.
Creo que la verdadera belleza de este film está en mostrar la maleabilidad del amor, la ductilidad de las almas, con una fuerza contenida en un esquema social demasiado encorsetado en la Europa de los años ’30.
www.lalupaweb.com-la-chica-danesa5
La fotografía, impecable, preciocista. La música, conmovedora. La dirección de Tom Hooper, cuidadísima, poética. Quizás le pondría un ‘pero’ y es que con quince minutos menos de duración también hubiera estado bien.

Con respecto a la temática, este drama sobre el transgénero refleja en alguna medida el dolor y la incomprensión de una persona condenada al ostracismo o a la locura en los comienzos del siglo XX, al ser la primera persona sometida a una operación de reasignación de sexo, en la búsqueda de su identidad y estabilidad emocional. No es un drama social, es una historia personal, la de Lili Elbe. Sé que el tema de la transexualidad seguirá siendo tabú para muchos que tal vez vayan a ver la película con remilgos. De hecho en la sala en la que estaba más de un caballero y alguna señora, mayores ellos, debieron sentirse incómodos: alguno dejó escapar  varias veces la risa, otro no podía quedarse quieto en su butaca y un tercero literalmente abandonó la sala.
Es difícil ser uno mismo, ser fiel a lo que nuestro ser nos pide y a la vez encajar en una sociedad cuadriculada, sin matices. No todos encuentran en la pareja a la que aman esa libertad y Einar la encontró,  luchó por ser Lili, lo hizo incluso dispuesto a perder el amor por la libertad. Y eso duele.

En Lili Elbe, una vida fascinante, se resume la historia que inspiró esta película.
www.lalupaweb.com-la-chica-danesa1

¡Qué bueno que te haya gustado! Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: